Publicidad
Publicidad
  • Publicidad

Fabio, el aprendiz silencioso

El centrocampista ingeniense con más aroma a Guardiola está a una semana de saber si traslada su mente a Mestalla o se centra en el Melilla con el filial. Su hora con los profesionales está más cerca que lejos

  • ENTRE BASTIDORES
  • 11/08/2017 - 06:41
Fabio, ante el Tenerife (UDLP.es)

M.B.

A Fabio le pueden faltar horas de vuelo, pero le sobra el descaro. En ese sitio se ha dejado ver en la pretemporada. Este verano su figura entre los profesionales de la UD Las Palmas ha suscitado los comentarios más jugosos porque no ha defraudado, la primera señal de confirmación. Estaba en el sitio adecuado y en el momento exacto, porque el puesto con más interrogantes sigue siendo el que deja vacante el ahora cisne galés Roque Mesa.

El fútbol de González no tiene la espectacularidad en la ejecución de Benito Ramírez o la contundencia de Erik Expósito, que fueron los jugadores debutantes la pasada temporada en la UD precisamente por el brillo individual con el filial. El juego de Fabio es sencillo, pensado en lo colectivo, sacrificado cuando toca y brillante si las circunstancias lo permiten.

El centrocampista ingeniense está a una semana de saber si su mente se traslada por completo a Mestalla o por el contrario se pone al servicio de Las Palmas Atlético para recibir al Melilla. De momento, su prueba se prolonga hasta el Carranza, el torneo que va a dibujar una realidad competitiva a falta de pocos días. Para cualquiera de las dos funciones oficiales está preparado Fabio, aún sabiendo que su hora definitiva todavía no llegará y que a su espalda el dorsal 27 será acompañante esta temporada.

Pero todo lo que se ha escrito o escuchado sobre él, y lo que vendrá en las próximas semanas y meses, estaba ya asumido entre sus mentores del departamento de captación y de la comisión deportiva. Es, posiblemente, el jugador del filial con más aroma a Guardiola del actual proyecto, por hacer alguna comparación o tener una referencia. Los rincones del oficio del fútbol, como lo define su ahora entrenador Suso Hernández, es lo que debe ahora entender a fondo, al margen de obtener una condición física y mental completa para ser futbolista profesional de 38 jornadas.

"De Fabio estamos seguros que llegará al primer equipo, pero no sabemos cuándo con exactitud", precisa Manuel Márquez, valedor del joven futbolista con el que todavía no conoce la derrota en partido oficial.

Eficiente, solidario, combativo y cuando toca original. Ahí tiene la UD Las Palmas una de sus joyas futuras. La última barrera, antes o después, también la derribará. "Estoy preparado para lo que pidan", dijo tras el último partido contra el Tenerife. "Sé para lo que vine en la pretemporada, he aprendido mucho". Y un día, "tampoco sabemos cuándo", le tocará enseñar.

  • Publicidad