Publicidad
Publicidad

5 canarios jugaron frente a Suecia, en 1968

  • SABíAS QUE ...
  • 02/10/2017 - 09:58
El seleccionador Domingo Balmanya y los cuatro amarillos de aquel partido: Germán, Castellano, Tonono y Guedes (Norberto Rodríguez)

M.B.

El partido que más canarios recoge en una convocatoria de la selección española absoluto se produjo en mayo de 1968, con motivo de un encuentro amistoso en el Estadio de Malmoe, Suecia. Domingo Balmanya convocó a cuatro jugadores de la UD Las Palmas (Tonono, Germán Dévora, Guedes y Paco Castellano) además de un tinerfeño del Real Zaragoza (Santos). El partido tenía carácter amistoso.

Los cinco isleños llegaron a estar juntos en el terreno de juego durante la segunda parte. Tonono, Guedes, Germán Dévora y Santos lo hicieron como titulares mientras en la segunda parte Paco Castellano entraba al terreno en sustitución del sevillista Gallego.

El partido con más acento isleño de la Roja quedó 1-1. Y el gol español, como no podría ser de otra manera, fue obra del grancanario Paco Castellano tras enganchar un potente disparo en una jugada que se iniciaba en corner.

Recordábamos en anterior publicación en Tinta Amarilla que cinco canarios en el equipo nacional absoluto es un dato que no se volvió a dar antes o después en cualquiera de las participaciones de jugadores de nuestra Comunidad, iniciadas en 1929 por el mítico isletero formado en el RC Victoria, José Padrón El Sueco.

Cuatro de los cinco de Malmoe eran grancanarios y jugadores de la UD Las Palmas, mientras el tinerfeño Eleuterio Santos despuntaba en uno de los mejores ciclos del Real Zaragoza. Además, ese día todos debutaban como internacionales absolutos salvo Tonono, que ya tenía experiencia internacional desde el 1 de octubre de 1967 y que se convertiría hasta la llegada de Valerón en el primer referente de Canarias en este nivel.

La alineación de Malmoe fue compuesta por Iríbar (luego Sadurní), Iñaki Sáez, Gallego (Castellano), Tonono, Canós, Guedes, Germán Dévora, Luis Aragonés (Bustillo), Rifé, Claramunt y Santos.