Publicidad
  • Publicidad

Un descubrimiento en el caos deportivo

Ataca, construye, defiende, sufre, ...

El Super águila nigeriana sueña con el Mundial y la UD con retenerle para el proyecto de la Segunda División

  • ENTRE BASTIDORES
  • 01/05/2018 - 11:00
Etebo, en cinco secuencias durante la actual temporada (C. Torres)

B.P.

"Etebo es nuestro Oliver y Benji", pronosticó la dirección de la UD Las Palmas cuando a finales de enero ofreció la presentación pública del jugador nigeriano, refuerzo de invierno. Hablaba Cruz de Oghenekaro Etebo, que vino para una misión colectiva que no ha podido cumplir. Los males tácticos de la UD Las Palmas han acabado por devorar un proyecto que estaba llamado a empresas mejores, a una tranquilidad que no ha sabido conquistar.

Pero el Super águila nigeriana no ha dejado de mostrar esas cualidades que le avalaron para venir a la UD Las Palmas. Es un todoterreno, sin duda; un futbolista orquesta capaz de actuar en cualquier misión. A Etebo (12 partidos, todos como titular, 1035 minutos en juego) se le ha visto pisar todas las zonas del campo. Ataca, aunque aún sólo ha proporcionado una asistencia y 12 disparos sin éxito. Corre el contragolpe o lo construye. Defiende posición, cubre espaldas. 75 recuperaciones ilustran su contribución tan rica y variada, en la que no oculta el saber sufrir con un compromiso que la afición ha sabido apreciar con sus aplausos.

Ese último dato podría tenerse en cuenta porque en una Liga en la que Etebo hubiera participado desde el principio estaría entre los mejores en esta faceta, actualmente liderada por Rodri (Villarreal, 388 recuperaciones) en cuanto a jugadores de campo se refiere.

Etebo es un grato descubrimiento, sin duda, en el caos deportivo de la UD Las Palmas. Su mente ahora está en recuperar terreno en la selección de Nigeria, que le echó de menos por lesión en la última ventana FIFA. "Creo que Nigeria va a hacer grandes cosas en el Mundial", puntualizó el futbolista amarillo, cedido por el Feirense.

Su valor de mercado (4 millones) está fuera de órbita aunque, al contrario de otros futbolistas, su presencia en Las Palmas le habrá servido para una revalorización.

Esta semana estaban previstas las primeras conversaciones para intentar convencerle de que en la isla tiene un porvenir, con permiso del equipo luso. Etebo es una solución multiusos a tener en cuenta, aunque la última palabra tampoco sea suya.