Publicidad

Final de la Liga ACB

¡Quintos por la puerta grande!

88-78: El Gran Canaria logra una victoria extraordinaria ante el flamante campeón de Europa, para jugar el play off en un duelo con incentivos ante el Valencia Basket

  • CBGC CRóNICAS
  • 24/05/2018 - 20:50
Fischer se apodera del balón en el partido de este jueves frente al Real Madrid (C. Torres)

B. Pérez

El Gran Canaria recuperó a tiempo su versión de matagigantes de la Liga. Este jueves, en el episodio final de la fase regular, venció 88-78 al flamante campeón de Europa, que puso rodilla en tierra en el Gran Canaria Arena ante un equipo que se le subió a las barbas.

Y la victoria tan notable deja al Gran Canaria en la quinta plaza para jugarse un billete de Euroliga frente al Valencia Basket, aunque con el factor cancha en contra por su peor clasificación.

El Gran Canaria tuvo fibra ganadora desde el principio aunque no fraguó su éxito hasta la segunda parte. El Madrid recibió antes el pasillo y después la guillotina, como había recordado durante la semana Albert Oliver.

El glamour de Belgrado y la celebración de la Euroliga no le sirvió ante los amarillos. La cara de Pablo Laso era significativa cuando comprobó, tras el primer parcial, que había un mano a mano en el partido, con dos equipos a la par tratándose sin complejos. El 13-18 del primer parcial de cinco minutos le dio el primer importante despegue. Pero en realidad era un espejismo. Seis puntos y cuatro asistencias de Gal Mekel, junto a la salida explosiva de Radicevic dio alas a los locales para arrancar un parcial importante que situó a Laso al borde de un ataque de nervios con el marcador 27-18.

El tiempo muerto del entrenador madridista dio resultado, con Rudy Fernández inspirado para colocar un marcador más apretado y lógico con los puntos que salieron de su muñeca. El Madrid supo calmar la situación desde entonces y con hombres no habituales en la pista volteó el marcador para llegar al descanso con una ventaja de seis puntos (41-47) aunque sensaciones dispares.

El Gran Canaria parecía que en cualquier momento podría romperse ante la contundencia de su rival, especialmente con el siempre motivado Jaycee Carroll. Con las camisetas amarillas enfrente, el ex jugador del Granca era el responsable de que el Madrid gozara de una renta jugosa. Firmaba 14 puntos y parecía que la noche iba a ser suya, condenando a sus admiradores de antaño a una pesadilla.

Pero todo cambiaría de nuevo en la segunda mitad. El equipo de Luis Casimiro consiguió que el partido fuera un duelo de pistoleros. Con esa fórmula a veces se siente cómodo. Volvió a tomar la delantera en una nueva etapa iluminada de Seeley. Pero, lo que no pudieron conseguir los rusos del CSKA de Moscú ni los turcos del Fenerbahce en la final four de la Euroliga, sí lo logró este jueves el Gran Canaria: minimizar el potencial ofensivo del coloso blanco.

Con 69-62 en el marcador para la recta final del encuentro, quedaba por saber si a los amarillos -alentados por una grada entusiasmada entonces, creyente en la hazaña-, les podía tembar el pulso. Lo pareció incluso cuando a falta de cuatro minutos Caseur empataba de nuevo el marcador a 71 puntos. Pero dos triples consecutivos de Aguilar y Eriksson abrieron la definitiva brecha y el pabellón se vino abajo.

Esa renta, en la cuenta atrás, la supo proteger el Granca para jugar con inteligencia los segundos finales y arrancar un marcador que envidian en Moscú y Estambul. La bestia amarilla le clavó sus colmillos al ogro de Europa.

Alineaciones:

Gran Canaria: Mekel (10), Eriksson (18), Rabaseda (11), Báez (7) y Fischer (2) -quinteto inicial-; Aguilar (16), Oliver (-), Radicevic (5), Seeley (9), Balvin (8), Pasecniks (2) y Paulí (-).

Real Madrid: Randle (3), Carroll (18), Yusta (9), Randolph (9) y Reyes (6) -quinteto inicial-; Rudy Fernández (9), Causeur (6), Radoncic (12), Pantzar (4), Nakic (2) y Tavares (-).

Parciales cada diez minutos: 27-25, 41-47, descanso, 67-62 y 88-78, final

Arbitros: Pérez Pérez, Castillo y Caballero. Sin eliminados.

Gran Canaria Arena, 6.498 espectadores.

Galería de fotos: C. Torres

Galería de fotos

Fischer se apodera del balón en el partido de este jueves frente al Real Madrid (C. Torres)

Noticias relacionadas