Publicidad

LIGA ENDESA: GRAN CANARIA ARENA

76-55: Fischer reaviva la ilusión

El Gran Canaria reacciona tras el varapalo del derbi y vence al Unicaja con contundencia en la lucha por la quinta plaza de la Liga regular con una gran actuación del pívot norteamericano

  • CBGC CRóNICAS
  • 06/05/2018 - 17:58
Fischer mira al aro del Unicaja. (ACB Photo / M. Henríquez)

Juan Pedro Borrego
Fotos: (ACB Photo / M. Henríquez)

Una semana después de fiasco en el derbi y en el mismo escenario, el Gran Canaria no solo se reconcilia con su público y la victoria, sino que da un paso al frente en la lucha por la quinta plaza de la liga regular haciéndose también con el 'average' particular con los andaluces. Los amarillos, alejados de su filosofía en el comienzo, marcaron las pautas desde la defensa, para acabar desarbolando a los malagueños en un choque al que le sobró 5 minutos. Fischer fue el mejor parado de la reacción isleña. Su inclusión en el quinteto inicial lo aprovechó a la perfección con su actuación más completa de la temporada y el reconocido agasajo de los seguidores.

El Granca empezó con más acierto en un partido que se jugaba al límite en las defensas. Radicevic-Radaseda-Báez-Fischer formaron un cuadrilátero perfecto en el que el Unicaja parecía grogui durante los primeros cinco minutos (9-0) hasta que Nedovic, el despertador de los malagueños en el encuentro, logró su primera canasta (9-3). Corría el cronómetro del partido y al Herbalife solo le faltaba un poco de serenidad en las culminaciones para que sus rentas llegaran a ser aún mayores para retrasar lo que era esperado, la reacción andaluza (16-11).

El mensaje del primer cuarto era claro: un partido de pocos puntos, precisamente, donde peor se mueve el Gran Canaria en este ciclo de Luis Casimiro. Cada canasta era un fino trabajo de alfarería porque ambas defensas lograban imponerse de tal manera que los porcentajes de tiro y las pérdidas en ambos lados llegaban a puntos de preocupación. Y en ese punto, fue el Herbalife el que logró el aplomo en cada posesión para vulnerar la muralla rival. Y si bien Fischer había sido clave con su defensa; su relevo, Balvin, condicionó el juego en ambos lados y por primera vez las diferencias superaron los dos dígitos (27-15) a 3:57 para el descanso al que se llegó con 33-17, lo que significaba el peor primer tiempo malagueño en esta temporada en la ACB.

Los de Joan Plaza intentaron arreglar el estropicio desde el exterior, y con tres triples consecutivos parecían marcar una reacción para la que no existía apoyo de puntos cerca de la pintura. Sus fallos en la zona los aprovechaba el Herbalife para correr como galgos y llevar las diferencias a los 18 puntos a 5:28 del final de un tercer cuarto que de todas las maneras iba a caer del lado de los visitantes. La mejor noticia del partido es que éste había ganado en velocidad anotadora, frenada al momento por la defensa en zona del Málaga ante la que el Granca no encontró soluciones para evitar un parcial 0-8 que encendía una nueva luz en el partido (46-36), donde el Granca necesitó volver a inventarse (52-38).

Y el invento fue tal, que Rabaseda, a base de triples, llevó la renta más allá de la veintena (59-38 y 64-38) ante un Málaga que veía como se le escapaba el único bonus que podía tener con los amarillos, el average (94-87 en el Martín Carpena). En la próxima jornada, podrían certificar los de Casimiro su clasificación para los play offs.

Ficha del partido:
76 Herbalife Gran Canaria (16+17+19+24):
Radicevic (5), Rabaseda (9), Eriksson (6), Báez (2), Fischer (10) -equipo inicial-, Oliver (4), Mekel (2), Seeley (16), Balvin (12), Pasecniks (4), Paulí (2) y Aguilar (4).

55 Unicaja Málaga (11+6+21+17): A. Díaz (3), Salin (3), Carlos Suárez, Milosavljevic (2), Augustine (4) -equipo inicial-, Okouo, McCallum (2), Díez (11), Nedovic (8), Shermadini (10), Waczynski (8) y Jean-Charles (4).

Árbitros: Emilio Pérez Pizarro, Sergio Manuel y Alfonso Olivares. Técnica doble a Eulis Báez y Carlos Suárez (m. 27).

Incidencias: 31ª jornada de la Liga Endesa. El salto inicial lo realizaron las madres de los jugadores Albert Oliver y Carlos Suárez, Mercedes Campos y Sagrario García-Osorio, respectivamente.

 

Noticias relacionadas